"El que la sigue la consigue.”

El optimismo es la fe que conduce al éxito.
Nada puede hacerse sin esperanza y confianza.
— Helen Keller
 Foto tomada de Twitter @MonicaAce93

Foto tomada de Twitter @MonicaAce93

Este escrito es algo fuera de lo usual, pero son palabras que no podían esperar. 


En la tarde de ayer, mientras me alistaba para salir, veía el esperado y último juego de nuestra Mónica ante aquella imponente contrincante alemana en las Olimpiadas de Rio.  Aunque la nuestra siempre demostró que es de clavo pasao’, los nervios y las expectativas iban intensificándose en cada set. 

Está demás mencionar cuanta conmoción ha vivido esta tierra borinqueña al hacer historia y marcar precedentes con esa anhelada medalla de oro. Las calles se llenaron de algarabía, gritos, expresiones de orgullo patrio, el ondeo de nuestra bonita y flamante bandera, y una sabrosa y pegajosa alegría, tipo de nuestra sangre boricua.

Fue emocionante ver que después de tanto tiempo de mucha incertidumbre, desilusión, coraje e impotencia en nuestro terruño, hubiese un maravilloso y muy esperado respiro, lleno de un gran entusiasmo digno de emular. Hoy celebro con mucho orgullo esta medalla y atesoro el mensaje que esta joven sanjuanera nos dejó durante esta increíble jornada olímpica en una de las ciudades más pobladas de Brasil. 

 Foto tomada de Twitter @MonicaAce93

Foto tomada de Twitter @MonicaAce93

Cuantas cosas ha generado este momento en la historia puertorriqueña, pues solo lo bueno produce cosas buenas. Unión, felicidad, celebración, composiciones, esperanza, motivación y nuevos aires de perseverancia y oportunidades. No siempre se gana, pero como dice un refrán “El que la sigue la consigue.”

Creo que uní una nación. Y me encanta donde vengo.
— Mónica Puig

No siempre un #YoNoMeQuito se trata de quedarte aquí hechando raíces y ya. Esta expresión reside y se expresa en aquel que aún estando en el lugar más recóndito del mundo, sabe de donde viene sin temor ni vergüenza.  Se enorgullece genuinamente de representar a su patria y compartirle lo hermoso de nuestra cultura boricua al mundo entero.  

Gracias Mónica por enseñarnos que es con perseverancia, determinación, optimismo, enfoque y humildad que se logran los sueños. Grandes o pequeños, los sueños logrados son hermosas victorias que cada ser humano debería disfrutar. Y así también, gracias a todos esos atletas que aunque no llevan en su cuello una medalla, llevan en su corazón la satisfacción de dejarle saber al mundo que Puerto Rico es grande y que tiene “power” y gente que la represente aquí y en donde sea.

 Foto tomada de noticel.com

Foto tomada de noticel.com

“¡Yo sería borincano aunque naciera en la luna.!”

 

 

De todo corazón, 
Miredys