Tu historia puede ser la llave que libere la prisión de alguien más.

No tengas miedo en compartirla.